EE.UU. decidió poner fin a su participación en el proceso de la ONU para desarrollar un Pacto Mundial sobre Migración (GCM)

Departamento de Estado de los Estados Unidos
Oficina del Portavoz
Para difusión inmediata
Declaración del Secretario Tillerson
5 de diciembre de 2017

Las negociaciones sobre el GCM se basarán en la Declaración de Nueva York, un documento adoptado por la ONU en 2016 que se compromete a “fortalecer la gobernanza global” y contiene una serie de objetivos de políticas que son inconsistentes con las leyes y políticas estadounidenses.

Si bien seguiremos participando en varios frentes en las Naciones Unidas, en este caso, simplemente no podemos apoyar, de buena fe, un proceso que puede socavar el derecho soberano de los Estados unidos a hacer cumplir nuestras leyes de inmigración y asegurar nuestras fronteras.

Estados Unidos apoya la cooperación internacional en cuestiones de migración, pero la responsabilidad principal de los estados soberanos es ayudar a garantizar que la migración sea segura, ordenada y legal.

Esta traducción se proporciona como una cortesía y únicamente debe considerarse fidedigna la fuente original en inglés.